20130629

¿SERÁN OTROS, QUIENES VIVIRÁN CON LO NUESTRO?


Mario Cafiero

¿QUIÉN DECIDE Y COMO SE MANEJAN LOS RECURSOS DE 6.000.000 DE KM2 ARGENTINOS?

El patrimonio de los argentinos sobre los recursos petroleros submarinos en 6.000.000 de km2 está en manos de Exequiel Espinosa, funcionario notoriamente salpicado por el escándalo del valijazo y al comando de licitaciones inconsultas o temerarias que pueden resultar funcionales a los intereses británicos.

ENARSA Y SUS 6.000.000 DE KM2

Por la ley Nro. 25.943 del año 2004 que creó a ENARSA, esta SOCIEDAD ANÓNIMA tiene la “titularidad de los permisos de exploración y las concesiones de explotación sobre la totalidad de las áreas marítimas nacionales”.
La coordinadora de la COPLA Dra F. Armas-Pfirter admite ahora oficialmente que la Plataforma Continental Argentina (PCA) es de 4.700.000 km2 a la que se sumarán 1.300.000 km2. (TELAM 13/9/2008).[1]
Es decir que ENARSA y su Presidente Ezequiel Espinosa disponen de derechos soberanos o “superpoderes” sobre el destino de los hidrocarburos de una zona cuya superficie es de más de 6.000.000 de km2, o sea el doble de todo el territorio continental argentino.
Dado que ENARSA adoptó una figura jurídica proveniente del derecho privado, en la práctica es un estratégico organismo que funciona sin controles estatales efectivos y sin rendir cuentas al Parlamento. ENARSA tiene un capital social de solo 50.000.000 de $ y una plantilla de ínfimos 35 empleados. Se podría calificar que es el escándalo del siglo que una SA cuyo capital social asciende a solo 50.000.000 de $ y tenga 35 empleados, resulte concesionaria de una superficie de 6.000.000 de km2, bajo cuyo subsuelo yacen recursos hidrocarburíferos de decenas de miles de millones de barriles de petróleo.
Se trata de una Sociedad Anónima, cuya propietaria en los hechos es un grupo de funcionarios gubernamentales y que no cuenta con la capacidad económica, financiera, patrimonial, técnica ni humana para abordar el gigantesco recurso natural que tiene bajo su administración. Pareciera que, como anticiparon los diputados que se opusieron a que se creara como Sociedad Anónima, ENARSA es una pantalla del Estado para negocios privados.
Negocios que, como veremos, van más allá de sonado caso del valijazo, donde el Sr. Espinosa contrató y viajó en el famoso vuelo del affaire de la valija del Sr. Antonini.

UNA VALIJA QUE ENTRA Y MUCHAS VALIJAS QUE SALDRÁN CON PETRODOLARES ARGENTINOS: Cabe preguntarse si el escándalo de la valija ha condicionado capacidad de gestión del Sr. Espinosa. Cabe preguntarse si el Sr Espinosa es idóneo para manejar el patrimonio de los argentinos sobre una superficie de 6.000.000 de km2.
Pero así como los grandes medios de comunicación llenan infinidad de páginas por una valija que entró de contrabando, poca atención le prestan a las valijas que seguramente saldrán llenas de petrodólares argentinos. Nuestros recursos petroleros, salen otra vez para ser rematados por el mundo.
Como sucedió en el último viaje de la Presidente CFK, donde el rol protagónico correspondió al Ministro De Vido que convocó al mundo de los negocios para que concentraran su atención en los hidrocarburos de nuestra PCA.
La crónica del diario Clarín del 24 de setiembre al respecto señala que: “A la saga de los formidables hallazgos en la plataforma continental brasileña, el Gobierno buscó ayer interesar a un compacto grupo de empresas energéticas de los Estados Unidos sobre el proyecto de exploración off shore del Mar Argentino, sobre el que trabaja ya la empresa YPF y Petrobras, entre otras. La novedad apareció durante el encuentro que mantuvo el ministro de Planificación, Julio De Vido, con más de una decena de empresarios de este país y de la Argentina en el New Yok Palace Hotel, atrás de la iglesia de San Patricio. En una lista de las empresas que allí estuvieron no pueden faltar: Occidental Petroleum, Shell, Cargill, Boeing, Intelsat, Dell, Exxon, Stonebeach, GE Comercial, Nasdaq y Goldman Sachs Group. Entre los argentinos: Techint, Banco Macro; Coto, Corporación América, Electroingeniería, Aeropuertos Argentina 2000, Grupo Dolphin, INVAP y Banco Galicia, entre otros”.
La generosidad de este gobierno cuando sale de gira parece no tener límites: pagar al Club de París, reconocer la deuda a los bonistas holdouts y de paso cañazo: entregar todo el petróleo offshore o submarino.

UNA LICITACION QUE PUEDE SER FUNCIONAL A LOS INTERESES BRITANICOS:
En la última semana se registra una hiperactividad y apresuramiento de ENARSA para el otorgamiento de permisos de prospección, exploración y explotación de hidrocarburos en la PCA. El 8 de octubre finaliza la venta de pliegos del CONCURSO PÚBLICO NACIONAL E INTERNACIONAL PARA LA EXPLORACIÓN Y EXPLOTACIÓN DE ÁREAS COSTA AFUERA (Ronda 01). Están en oferta 9 áreas (E4 a E12), por un total de 100.000 km2 de superficie y las ofertas deben presentarse antes del 4/11/2008.
Pero, tal como está diseñada esta licitación, puede seriamente perjudicar nuestros derechos de soberanía sobre la PCA y ser funcional a la consolidación de las pretensiones e intereses británicos, ocasionando para el país la pérdida de millones de km2.
No resulta razonable ni prudente que ENARSA otorgue permisos, sin tener en cuenta INTERESES SUPERIORES de la Nación, mientras se encuentra pendiente la cuestión de la delimitación del borde externo de la PCA y se registra una fuerte ofensiva jurídica-política y comercial en las Islas Malvinas.
La ubicación de las áreas otorgadas o a otorgar es un tema estratégico y trascendente.
Sospechosamente ENARSA se ha abstenido de toda intervención sobre el área en disputa de soberanía., o sea los 4.500.000 de km2. Esto da una señal favorable y funcional para los intereses petroleros británicos y contribuye a consolidar sus posiciones.
Sospechosamente también ENARSA ha otorgado concesiones más allá de las 200 millas, en áreas no disputadas por el RU. Esto que parece un avance puede tener serias consecuencias lesivas al interés nacionales un futuro próximo. Otorgar áreas en zonas aún no reconocidas internacionalmente puede servir de contraargumento para que el RU haga lo propio en futuro sobre las áreas en disputa con la Argentina.
Surge de inmediato una serie de preguntas: ¿Las decisiones de la localización de áreas a concesionar por parte de ENARSA se tomaron con al consulta y aprobación de la Cancillería argentina ?. ¿Qué relación tiene ENARSA con la COPLA que es la encargada de delimitar o fijar los límites de la PCA de la cual ENARSA es la concesionaria?. Habiendo la COPLA establecido entendimientos de coordinación con los británicos cabe preguntarse si ¿existe coordinación dentro del aparato estatal argentino?. Entre la Cancillería, ENARSA, COPLA, Defensa, Secretaría de Energía y las Comisiones competentes del Parlamento?.
Sobre la COPLA reiteramos que sigue sin conocerse la identidad de su Presidente y que funcionarios que hablan en nombre de la COPLA efectúan declaraciones contradictorias y estimaciones sorprendentemente dispares sobre la superficie de nuestra plataforma continental. Como vimos anteriormente la coordinadora general Armas de Pfirter habla de 6.000.000 de km2 y el geólogo Florencio Aceñolaza, recientemente designado como “presentador” habla de 3.000.000 de km2. (DIARIO LA GACETA de Tucumán del 1/10/08) ¿A quién creerle?
La ubicación de las nuevas áreas otorgadas o a otorgar por ENARSA localizadas más allá de las 200 millas y en zonas no disputadas por el RU , además de ser perjudicial para los derechos futuros sobre el lecho y subsuelo marino en torno a Malvinas, Georgias, Sándwich y Antártida.
Estas actitudes contribuyen a fortalecer la hipótesis de la existencia de entendimientos implícitos entre las autoridades e intereses británicos y grupos incrustados en los estamentos de gobierno nacional.
De los 6.000.000 de km2 a los que hace referencia la COPLA entre un 75 y 78% al menos terminarían en el corto y mediano plazo en manos británicas. La otra porción, es decir la Plataforma residual en manos de funcionarios de ENARSA y las empresas adjudicatarias. En manos de los argentinos, tal vez nada. Por este camino ¿serán otros quienes vivirán con lo nuestro?.

NOTA

1 ULISES celebra sinceramente que luego que distintas personas y diferentes organizaciones reclamáramos por la omisión en los documentos de la COPLA que solo hablaban de 1.000.000 de km2, ahora su coordinadora mencione la integralidad del territorio marítimo que legítimamente nos corresponde.